7. El ramo de flores







Jesús González Requena
True Detective
Análisis de Textos Audiovisuales 2015/2016
sesiones del 11/04/2016
Universidad Complutense de Madrid
de esta edición: gonzalezrequena.com, 2017




ir al índice general

 

 

 



El interrogatorio de Hart

volver al índice



Un objetivo enfoca automáticamente.



Comienza una grabación.


El efecto de este arranque es distanciarnos del personaje que va a ser nombrado a continuación: la cámara se interpone entre él y nuestra mirada.


Y es una cámara que graba: toma testimonio que perdura.



De modo que el hombre que se encuentra frente a ella puede estar fingiendo.


Papania: What’d you think,


Al menos es evidente que desconfía, que oculta algo.


Es igualmente evidente que nos encontramos ante un interrogatorio. Y, además, situados en él desde el punto de vista de los interrogadores. Pero, sobre todo, situados desde el punto de vista de la cámara que graba: pues este es un punto de vista subjetivo de la cámara, y solo semisubjetivo de los interrogadores que, como más tarde sabremos, se encuentran ubicados a uno y otro lado de ella.


No menos relevante, a este propósito, es la textura de la imagen, mal definida y con mucho grano, que separa nuestra mirada de la de los interrogadores.


Un último rasgo evidente: el gran angular de la cámara, posicionada en ligero contrapicado -probablemente encima de una mesa- distorsiona la imagen engrosando la barriga del personaje y disminuyendo las dimensiones de su cabeza.


Incluso las verticales del marco del acristalamiento que se encuentra tras él se visualizan ligeramente combadas.


Papania: you paired up with him?


Hay, desde el primer momento, un él ausente sobre el que versa el interrogatorio. Y es un él con el que el interrogado ha debido mantener una relación intensa, pues ha sido emparejado con él.


Hart: What’d I think?

Hart: Well, you don’t pick your parents, and you don’t pick your partner.You know, they used to call him The Tax Man for a while?


Debe ser un hombre extraño ese del que se habla, pues recibía el apodo de El cobrador de impuestos.


Alguien, por tanto, frío, distante, incluso potencialmente amenazante.


Hart: He’d come out of Texas, so nobody knew him.


Se enfatiza el hecho de que ese otro del que se habla es un desconocido, alguien del que nadie sabía, al menos en el periodo al que se retrotrae la narración.


Hart: Seemed a bit… raw-boned to me, edgy.

Hart: Took 3 months till we got him over to the house for dinner.


Tres meses después de ese emparejamiento tuvo lugar la cena de la que ya nos hemos ocupado. Pero también, y en ese mismo día, el tuvo lugar el descubrimiento de la escena del crimen.


Hart: Around our big 419. That’s what y’all want to hear about, right, Dora Lange, kids in the woods?


De modo que ambas escenas quedan,



desde aquí, ligadas.


Dos escenas totalmente diferentes, incluso opuestas… Pero entre las que no es imposible encontrar ciertos aspectos semejantes.


De hecho, ambas imágenes son susceptibles de ser partidas por la mitad -lo están composicionalmente, en un caso por el árbol, en el otro por la lámpara. Y, en ambos casos,


Hart se encuentra solo, en uno de los lados, mientras que, en el otro, se encuentran reunidos Cohle y Dora Lange en un caso y Cohle y Maggie Hart en otro.


De modo que en ambas escenas Hart se ve desplazado y obligado a ver desde fuera lo que sucede entre Cohle y una mujer.


Gilbough: Yeah, sure, but, uh, talk about Cohle. We heard some stories.

Papania: Kind of a strange guy, huh?

Marty: Strange. Uh– heh, heh, heh.



El ramo de flores – presentación de Cohle

volver al índice

Marty: Yeah.


¿Cómo es el mundo de Cohle?


No hay duda: borroso.



Sobre él pone el foco la narración: la pronunciación de su nombre coincide con el enfoque de su figura.


Marty: Rust]


Marty: would pick a fight with the sky]


Se encuentra en escorzo, pero el plano no es semisubjetivo, sencillamente porque Rust no mira hacia allí y, si estuviera mirando, el desenfoque nos impediría compartir su mirada.


He dicho que el enfoque se localiza en él cuando se pronuncia su nombre, pero eso no es del todo exacto. De modo que retrocedamos. La pronunciación de su nombre coincide más exactamente



con el momento en el que el foco se localiza en el ramo de flores que se encuentra sobre la guantera:


Marty: Rust]


De modo que lo más íntimo de Rust está en ese ramo de flores. O dicho en otros términos: ese personaje que es llamado El recaudador de impuestos por sus colegas es sin embargo presentado en el film a través de la focalización de su sentimiento más íntimo.


Pues ese ramo de flores es, obviamente, el obsequio para una mujer, para una esposa y una madre. Pero para una esposa que no es la suya. Para una madre que no es la de su hija. Tal es la extrema delicadeza que se localiza en lo más íntimo de este personaje.


Por lo que es fácil imaginar que su aspecto de Tax Man es, antes que nada, una máscara destinada a proteger y velar esa íntima y vulnerable delicadeza.


Marty: would pick a fight with the sky]


Marty: if he didn’t like its shade of blue,]


Marty: but when we finally got him over to the house–]


El ramo de flores sigue protagonizando el plano cuando el personaje, cuyo rostro todavía no hemos logrado ver, desciende de su coche frente a la fachada de la casa de los Hart.



Por tanto: el ramo de flores frente a la casa.


Marty: this is when that case was hot–]


Y un andar tambaleante.


Y una cámara que se tambalea como el propio personaje.


Marty: poor bastard looked like he was on his way]


El modo en que lleva ese ramo de flores rumbo a esa casa y a esa puerta que debe atravesar -las palabras de Hart nos permiten entender que va a visitar por primera vez su casa, donde va a conocer a su esposa e hijas- traduce a la perfección su malestar. O, más exactamente, su angustia: es un ramo de flores para la esposa de su compañero; toda su torturada relación con lo femenino queda resumida ahí, en ese ramo de flores que lleva de la peor manera, colgando bocabajo de su brazo caído. Tal es el pánico que experimenta a las emociones que pueden llegar desencadenarse en él cuando atraviese el umbral de esa casa.


Marty: to the firing squad.]


Diríase que la casa fuera su pelotón de fusilamiento.



La cámara asciende verticalmente por la figura del personaje para mostrarle confrontado a una casa que se antoja gigante.


Y justo entonces, cuando le vemos frente a esa casa, frente a su puerta, oímos una voz que ya no es la de Hart, una de la que enseguida sabremos que es la de Cohle, diciendo:


Cohle: Dora Lange.]


Dora Lange.


De nuevo, pues, la superposición de los dos ámbitos: el de la escena del crimen, protagonizada por Dora Lange, y la del hogar familiar, protagonizada por Maggie Hart.


De nuevo, en suma, la contaminación de ambos espacios.


¿No entra en ese registro lo que les señalé el primer día sobre esa vaga semejanza entre el rostro de Maggie en los créditos y el de Dora en la morgue?






Y tras ello, por fin, el rostro del personaje, también él sometido al interrogatorio -pero muchos años más tarde.


Lo que deducimos: que este hombre está devastado por lo que entonces pasó y a lo que él mismo pone palabras:


Cohle: Yeah. Occult ritual murder.


Un oculto asesinato ritual.


El de Dora Lange, sin duda. Pero, ¿cómo se mezcla eso con Maggie Hart?




ir al índice general